Comentarios del Superintendente Matsuoka en la junta del consejo, 24 de septiembre, 2019

Buenas noches miembros del consejo, personal del distrito y miembros de la comunidad. La semana pasada tuve el privilegio de participar en una conferencia de liderazgo con gente de todo el país. El escuchar sobre todo el buen trabajo que se está llevando a cabo en las escuelas y los desafíos para crear un espacio para el diálogo respetuoso en nuestra sociedad fue inspirador. La sección de comentario público en nuestras reuniones es muy importante, es parte de lo que el Consejo de Educación debe hacer y es una oportunidad para crear diálogo. Esta noche voy a ofrecer algunos comentarios propios sobre los temas que se han mencionado en las últimas reuniones del consejo, al igual que unas observaciones reflexionando en mis 40 años en el ámbito de la educación.

Primero que todo, la Ley Williams es una ley importante, está diseñada para asegurar que los alumnos tienen acceso a materiales didácticos adecuados e instalaciones limpias y seguras. Hemos escuchado preocupaciones sobre nuestras instalaciones en las últimas tres o cuatro reuniones, así que voy a responder a algunas de ellas.  El sistema de altavoces en Dos Pueblos High School y Goleta Valley Junior High, los contratistas ya están ahí sacando los alambres. En Dos Pueblos el sistema estará operando para finales de octubre y en Goleta Valley a mediados de noviembre. Por cierto, como antiguo director de preparatoria y administrador escolar, un sistema de altavoces es importante, es valioso en operaciones diarias, pero hoy en día, en el siglo 21, el ritmo de la vida es tan rápido que no podemos depender del sistema de altavoces para comunicarnos con todos los estudiantes y con la comunidad en un minuto o un par de minutos, el sistema de altavoces no va a resolver eso. Estamos implementando una plataforma en línea, CrisisGo, que unirá a los miembros del personal, padres, agentes de seguridad pública y a los estudiantes, por medio de los teléfonos inteligentes, que casi todo mundo carga en su bolsillo. Y con eso podremos enviar mensajes de manera instantánea. Estamos capacitando a nuestro personal, hoy se llevó a cabo una capacitación y se continuará ofreciendo capacitaciones regularmente. Segundo, ha habido comentarios sobre las ventanas en Santa Bárbara High School. Quiero que la comunidad sepa que estamos hacienda una evaluación de todas las ventanas históricas en Santa Bárbara High School, McKinley, Santa Bárbara Junior High School y La Cumbre Junior High School. De hecho, hemos llevado a cabo un programa piloto en SBHS donde reemplazamos las ventanas históricas con ventanas modernas de fibra de vidrio porque queremos que duren 50, 60 años. Esa evaluación está en proceso de completarse y se emitirá un plan para reemplazar las ventanas muy pronto. Tercero, la queja sobre los baños en SBHS, ayer fui y caminé por esos baños con la directora Elise Simmons y vi el entorno de donde salieron estas quejas. Vi el excusado de la queja, el motivo por el cual no funciona es que la línea de alcantarillado no funciona, así que vamos a sacar todo y reemplazar ese baño el próximo verano. Si reemplazamos ese baño ahora, tendríamos que quitar el concreto y reemplazarlo y tendríamos que volver a hacer todo eso de nuevo el próximo verano. En mi opinión, los dólares de los que pagan impuestos son muy importantes, vamos a hacer todo esto en el verano de 2020 en ambos baños. 

En la última reunión del consejo de educación hubo un comentario público sobre el bajo rendimiento estudiantil en tres escuelas primarias – Cleveland, McKinley y Harding. Solo quiero decir que estoy extremadamente orgulloso del personal de estas escuelas, los estudiantes de estas escuelas, y estamos implementando sistemas para ofrecer instrucción de calidad en estas tres escuelas, pero también en todas las otras escuelas. Por cierto, el orador no mencionó a la escuela Franklin Elementary. Bajo el liderazgo de la directora Casie Kilgore, ella y su personal han comprobado que podemos lograr excelentes resultados académicos en una escuela que sirve a una alta concentración de alumnos de bajos ingresos. La escuela Adams Elementary es un buen ejemplo y ha sido una escuela ejemplar por una década. En enero, la escuela Adams fue reconocida en la conferencia nacional ESEA por el gobierno federal como una de solo dos escuelas en California en recibir este reconocimiento. Tenemos mucho trabajo por hacer en nuestras escuelas, sabemos que lo van a ver en los números del informe que se presentará esta noche, pero estamos comprometidos a cambiar la historia en el Distrito Escolar Unificado de Santa Bárbara. Esta noche escucharán sobre el crecimiento sustancial de Harding Elementary bajo la directora Veronica Binkley, el cual es otro ejemplo de cómo podemos tomar una escuela bajo circunstancias difíciles y lograr mejoras sistemáticas.

Esta noche quiero educar a nuestra comunidad sobre las dificultades financieras que tenemos en el distrito de Santa Bárbara. Frecuentemente escucho esto, “oh, tu eres el superintendente del distrito de Santa Bárbara, que lugar tan hermoso” y sí lo es, pero la percepción es que somos un distrito con mucha riqueza, y no lo somos. Debido a nuestro entorno, todos piensan que el Distrito de Santa Bárbara tiene mucho dinero, pero no es así, y lo sentimos en cada salón todos los días en nuestras escuelas. Hace un par de semanas, tal vez un mes, los directores Bill Woodard, Mauricio Ortega y yo fuimos en un recorrido de las escuelas de Goleta Union porque sirven a Goleta y yo quería ver esas escuelas. Es un excelente distrito escolar. Me impresionó la cantidad de alumnos por clase, el espacio que tienen, y aquí está la gran diferencia, Goleta recibe 30% más dinero que nosotros y yo lo vi en vivo y en directo, con mis propios ojos. ¡Wow! Qué diferencia con nuestro distrito escolar vecino. 

La porción más grande de nuestros ingresos vienen de los impuestos de propiedades locales y esta es la cantidad que reciben los cinco distritos locales por año, por estudiante: Montecito, $32,484; Cold Spring, $28,625; Goleta, $10,145; Hope, $9,571; Santa Bárbara, $7,775. Hope recibe $1,800 dólares más que nosotros. Goleta Union recibe $2,370 dólares más y Montecito recibe $24,709 dólares más por estudiante. Repito, sentimos los desafíos de los fondos todos los días en cada salón de nuestro distrito. Como distrito escolar público, hacemos nuestro mejor esfuerzo con los recursos que proporciona nuestra comunidad para educar a todo alumno que entra por nuestras puertas en las escuelas. Estoy orgulloso de todo el personal del Distrito Escolar Unificado de Santa Bárbara porque trabajamos arduamente para vencer los desafíos que se nos presentan por ser el distrito con menos fondos en esta ciudad.

Sí, tenemos problemas que resolver en el Distrito Escolar de Santa Bárbara. El primer paso para resolver un problema es reconocer que existe. Comencé mis comentarios con un llamado al diálogo respetuoso para enfocarnos en lo que podemos hacer juntos como comunidad para apoyar a todos nuestros alumnos. Una de las dificultades fundamentales que tenemos en el Distrito Escolar Unificado de Santa Bárbara son los fondos y le pediré al consejo de educación su dirección sobre los pasos a seguir con respecto a los fondos y la equidad en nuestro distrito escolar.